Ácido humor destiló Sabella hacia Tabárez

11 de octubre de 2012

El fútbol enloquecido de estos tiempos no deja de sorprendernos. Cada día surgen episodios, noticias y comentarios que llaman la atención por la ligereza con que ocurren, se producen o se emiten, sin la más mínima reflexión.

El único integrante de la delegación de Argentina que mantuvo contacto con la prensa aquí, en Mendoza, fue el técnico Alejandro Sabella. En la conferencia de prensa que brindó en el estadio “Malvinas Argentinas” donde hoy se disputa el “clásico” del Río de la Plata, abordó varios temas. Entre ellos, frente a una pregunta de un periodista referida al entrenador de Uruguay, Sabella dijo: “Es un entrenador al que por algo le dicen Maestro. Me saco el sombrero ante él”.

¿Cómo hay que tomar esta afirmación? Se me ocurre que solo hay dos caminos. Fue una broma muy ácida para ridiculizar al director técnico de la selección oriental, o Sabella padece una enorme desinformación que revela desprecio por los uruguayos. Dicho esto, muy a  pesar que él supo llevarse sus buenos dólares de nuestro país cuando integraba el staff técnico de Daniel Passarella en la etapa que dirigió a la selección celeste.

Porque… ¿cómo puede afirmar Sabella que a Tabárez le dicen Maestro por lo que sabe de fútbol? Señor Sabella, a Oscar Wáshington Tabárez le dicen “Maestro” porque… ¡es Maestro de escuela! Realizó el curso que dictan las instituciones del Estado para todos aquellos que se sienten convocados por la muy noble vocación docente de comenzar a guiar y enseñar a los niños que ingresan a las aulas. Por ese motivo, quienes desarrollan los años de estudio donde se les imparte instrucción, al recibirse obtienen el título de “Maestro”. Son profesionales como todos aquellos que transitan por una carrera universitaria para alcanzar, al final de la misma, el anhelado título.

Sostenemos que las palabras de Sabella pueden tomarse como una chanza muy ácida porque el técnico argentino vivió y trabajó en nuestro país, donde residió durante casi dos años. Entonces, vale preguntarse si en ese lapso no se informó en profundidad del fútbol uruguayo, de sus actores y de su historia. Porque a comienzos de este milenio, cuando Sabella cobró muy buenos ingresos –sin duda desmedidos para la labor que él y sus compañeros realizaron–, Oscar Tabárez no era un “don nadies”. Cargaba una mochila donde acumulaba a esa altura muchos éxitos y ya entonces, también, una larga trayectoria con activa y triunfal participación dirigiendo a Boca Jrs.

Que juzgue el lector…


Etapa 10

0:00
16:00
Estadio Belvedere
0 - 0
Estadio Atenas
16:00
Estadio Campeón del Siglo
16:00
Parque Artigas
16:00
Parque Federico Saroldi
16:00
Parque Capurro
18:30
Parque Viera
Ver fixture y posiciones