Un nuevo escándalo de la CONMEBOL

25 de noviembre de 2018

De escándalo en escándalo. Otro papelón Mundial de la CONMEBOL. El domingo a las 14.00 horas se decidió la suspensión del partido entre River Plate y Boca Juniors que se había repogramado para este domingo. No está definida la nueva fecha de la segunda final de la Copa Libertadores de América 2018.

La Copa Libertadores en un día de oscuridad, escándalo y suspensión en Buenos Aires.

Miles de hinchas se dirigían o ya estaban en el Estadio Monumental de Núñez este domingo y sobre las 14.00 horas la CONMEBOL decidió nuevamente la postergación del encuentro (había sido reprogramado para el domingo a las 17.00). Papelón Mundial nuevamente de la segunda final de la Copa Libertadores. No hay fecha de cuando se jugará el segundo y definitivo encuentro que definirá el campeón.

Sábado de escándalo y papelón Mundial

Insólito papelón de la CONMEBOL y la FIFA con la presencia de Alejandro Domínguez y Gianni Infantino en Buenos Aires. La segunda final de la Copa Libertadores se suspendió el sábado a las 19:25 por la postura de los dos clubes, luego de las agresiones al ómnibus que trasladó a los jugadores de Boca al Monumental de Núñez, a las 15:00. Se postergó para las 19:15 hasta la decisión definitiva. Capítulo vergonzoso. Se juega el domingo a las 17:00 horas. Los médicos de la CONMEBOL habían comunicado que no constataron lesiones. Impresentable.

La impresentable CONMEBOL, con la presidencia de Alejandro Domínguez, protagonizó el nuevo escándalo con la presencia de Gianni Infantino, el patético Presidente de FIFA. Papelón continental con alcance mundial en el Estadio Monumental de Núñez. A las 19:15 se suspendió la segunda final de la Copa Libertadores, el partido de vuelta del 2:2 de la Bombonera. La agresión al ómnibus de los jugadores de Boca, a las 15:00, en la llegada, dio paso a un auténtico escándalo. Jugadores que debieron ser llevados a un Sanatorio, la insólita comunicación de la CONMEBOL postergando el partido para las 19:15, el informe médico diciendo que no se constataron lesiones y las imágenes de Pablo Pérez, volante de Boca, brotando en las redes sociales con el efecto de la lesión ocular. Los presidentes de los clubes acordaron la suspensión. El caos, los incidentes en el entorno del Monumental, la patética imagen de Domínguez junto a Infantino.

El partido estaba previsto para las 17:00. El bus que llevó al plantel de Boca fue atacado en las inmediaciones del Estadio por hinchas de River Plate que lanzaron piedras, provocando destrozos hiriendo a jugadores. Adicionalmente, el efecto del gas lacrimógeno que lanzó la Policía para alejar a los agresores, identificados con River, afectó a los jugadores. Las imágenes gráficas en el vestuario visitante impactaron por las dificultades para respirar.

Boca expresó su decisión de no jugar. Alejandro Domínguez, Presidente de CONMEBOL y Gianni Infantino, Presidente de FIFA, asociados al desastre de la presión, idas y vueltas, para que se juegue. El partido se postergó para las 19:15. Mientras Pablo Pérez, volante –llevó la peor parte- del equipo de Guillermo Barros Schelotto, debió ser trasladado del Monumental junto a su compañero Gonzalo Lamardo al Sanatario Otamendi de la capital argentina, la incertidumbre de los compañeros y el mundo del fútbol  se hizo visible.

Los médicos de la CONMEBOL, incluyendo a nuestro compatriota José Veloso, comunicaron que los jugadores “Sufrieron lesiones de piel superficiales en miembro inferior, facial y tronco, del mismo modo dos jugadores refirieron lesiones en la córnea que la cual no se pudo confirmar…”.

A las 18:30, Carlos Tevez y Fernando Gago, experimentados del plantel de Boca, dieron conferencia a los medios argentinos: “Pablo Pérez recién llegó del hospital con un parche en el ojo. El Presidente de la CONMEBOL y el de la FIFA quieren que se juegue. Nos están obligando. En estas condiciones no podemos hacerlo” explicó Tevez.

“Nos sorprendió mucho la agresión. Yo tuve una reacción alérgica, a varios le subió la presión, a otros les bajó, costó recuperarse. Almorzamos a las 12:00 y estamos a esta ahora así” comentó Gago.

Andrés Cunha, con sus compañeros de la terna uruguaya, salió a la cancha a las 18:40 y finalmente se suspendió. Lamentable. La CONMEBOL y la FIFA protagonistas de la vergüenza.



SEMIFINAL - FINAL

1 - 2
Estadio Centenario
Ver fixture y posiciones