Pandiani: «Pudimos darle una alegría a la gente»