Home   »   Sin Categoría

Alma y corazón celeste

Uruguay se llevó un triunfazo, 1:0 ante Brasil con el gol de Magallanes de penal tras la impresionante jugada de Recoba para dar un paso grande al Mundial de Japón y Corea. Hace 19 años.




Federico Magallanes en el festejo de gol con la camiseta de Bob Marley debajo en dedicatoria a Nicolás Olivera.


1 julio, 2020
Sin Categoría

Aquel domingo nublado y con el Estadio Centenario totalmente lleno, Uruguay se jugaba buena parte de la suerte por la fecha 13 de las Eliminatorias apuntando a la clasificación al Mundial de Japón y Corea 2002. Enfrente al siempre temible Brasil y todas sus estrellas, que llegaba con el debut como entrenador de Luiz Felipe Scolari.

 

Uruguay logró marcar la diferencia de un partido cerrado pasado la media hora de juego. Alvaro Recoba recibió la pelota cerca del mediocampo, encaró directo al área y nadie lo pudo parar. Cafú lo tocó al “Chino” al entrar al área y el escocés Hugh no dudó en sancionar la máxima pena del fútbol. Federico Magallanes le pidió la pelota a Recoba y pateó con precisión. El festejo de gol con baile y dedicatoria exclusiva a Nicolás Olivera, el jugador del Sevilla español que fue el gran ausente de la jornada al quedar descartado días previos al partido por sufrir dos convulsiones.

 

El equipo de Víctor Púa -tomó el fierro caliente tras la ida de Daniel Passarella- controló hasta el final la exitosa diferencia. Fabián Carini logró responder las pocas veces que fue exigido. Uruguay se terminó abrazando a un gran triunfo en el clásico contra Brasil en el mítico Centenario. Fue un paso grande que dio la celeste en el escabroso camino apuntando al Mundial de Japón y Corea del Sur 2002, ese que finalmente se conseguiría en el propio Centenario con el triunfo ante Australia (3:0) en el partido de vuela del Repechaje.

 

URUGUAY 1:0 BRASIL

Cancha: Estadio Centenario. Arbitro: Hugh Dallas. Asistentes: James McBride y Wilson Irvine (Escocia). 

 

URUGUAY: Fabián Carini, Gustavo Méndez, Gonzalo Sorondo, Paolo Montero, Gianni Guigou, Gonzalo De Los Santos, Pablo García, Marcelo Romero, Alvaro Recoba (75′ Alejandro Lembo), Darío Silva (63′ Mario Regueiro), Federico Magallanes (71′ Guillermo Giacomazzi). Director técnico: Víctor Púa. Suplentes: Gustavo Munúa, Gustavo Varela, Marcelo Zalayeta, Javier Chevantón.

 

BRASIL: Marcos, Cafú, Cris, Antonio Carlos (74′ Jardel), Roberto Carlos, Emerson, Roque Junior, Juninho Paulista, Rivaldo, Elber (61′ Euler), Romario. Director técnico: Luiz Felipe Scolari. Suplentes: Dida, Beletti, Lúcio, Alex, Geovanni.

 

Gol: 33′ Federico Magallanes (U, de penal).