Waldemar Victorino: “Es increíble haber podido jugar en el club de mis amores”

De la Peña, 40 años después: «Yo creo en los equipos»

Una alternativa sagaz al Mundial 2030